Señales - La pluma blanca

Un día me entero de una curiosa costumbre que tiene, uno de mis escritores favoritos, a la hora de publicar sus libros.
Se trata de Paulo Coelho que ha confesado en varias entrevistas, que una señal le indica el momento de publicar sus nuevos libros.
Esa señal es una pluma blanca.

Ha dicho que no es cualquier pluma blanca, es una determinada pluma, que se cruza en su camino, y que él identifica como el momento indicado para lanzar al mundo su nueva obra.

Señales, si de eso se trata, no puedo dejar de investigar más sobre ellas, y en éste caso en particular me encantaría saber qué son para Paulo Coelho, poder conocer más detalles de cómo es para para él encontrarse con esa señal, cómo reconoció esa experiencia como una señal, así como la sensación de encontrarla año tras año.

Así que en octubre de 2014 ingresé en su página web y le escribí un mail consultándole por éste tema, pero lamantablemente no tuve la suerte de que fuera él quien respondiera mi correo, sino que lo hizo muy amablemente Beatriz Medeiros, supongo que una asistente.
Tuve la intención de contactarlo en las redes sociales, pero pensé que son tantos los mensajes que recibe a diario, que creo será mas fácil que lea mi blog, antes de que vea mi consulta en sus perfiles.
Ojalá que así sea.

En el libro Paulo Coelho: Las confesiones del peregrino de Juan Arias (1999) , el escritor habla de "Señales".

"La señal es una lengua, es el alfabeto que desarrollas para hablar con el alma del mundo, o del universo, o con Dios, o el nombre que le des. Como todo alfabeto, es individual, solo aprendes equivocándote, y eso evita que globalices la búsqueda espiritual."

El entrevistador le pide que explique qué entiende por Globalizar la búsqueda espiritual, y él contesta:

-"Lo que ocurre es que cuando las personas empiezan a bucear en lo religioso, entran en un mar desconocido. Y, cuando nos hallamos hundidos en un mar que no conocemos, nos entra miedo y en ese momento nos agarramos a la primera persona que tenemos a mano para que nos ayude. Todos necesitamos conectarnos con los demás, y estar en comunión con el alma de los otros. 
Pero al mismo tiempo, necesitamos caminar con nuestros propios pies, como cuando haces el Camino de Santiago, lo emprendes a oscuras, sin saber qué vas a encontrar, aunque deseando encontrar pistas para hallarte contigo mismo, con tu destino. Y éstas pistas, nos llegan a través de un alfabeto más rico, que nos permite intuir qué se debe o no se debe hacer".

_¿Cómo alcanzas la certeza que estás ante una señal verdadera?

- "Lo que ocurre es que al principio no creemos casi en nada; en un segundo momento pensamos que nos hemos equivocado; en el tercero todo nos parecen señales, y solo al final, cuando una señal se cruza en nuestro camino una y más veces, sin buscarla, adviertes que estás, ante un lenguaje, que va mas allá de la realidad. 

_¿Pero qué ocurre si te equivocas y sigues la pista de una señal falsa?

- Es un tema delicado e importante. Para mí el peligro no consiste en que puedas equivocarte siguiendo una señal que al final resulte falsa. Para mí, el gran peligro en la búsqueda espiritual son los gurús, los maestros, el fundamentalismo, lo que yo llamaba antes, la globalización de la espiritualidad. Cuando alguien viene y te dice: Dios es eso, es aquello, mi Dios es más fuerte que el tuyo. Así empiezan las guerras. La única manera de escapar de eso es entender que la búsqueda espiritual es una responsabilidad personal que no puedes transferir ni encomendar a otros. Mejor equivocarse siguiendo las señales que en conciencia crees que te están guiando, a que otros decidan tu destino. Y todo ésto no es una crítica a la religión, un aspecto muy importante que considero en la vida de los hombres.

_Paulo Coelho, se describe a si mismo.

-Como un peregrino que recorre un camino que no tiene final. Como el peregrino que sabe que existe un tesoro, que mira a ese tesoro guiado por las señales, como el pastor de El Alquimista. Para él, es importante llegar al tesoro, pero cuando llega advierte que ya no es el mismo, ha cambiado, es otro. Es el camino y la búsqueda lo que te forja y te cambia. Yo sigo buscando.



Y como yo también sigo buscando, encontrarme con éste libro, en el día de hoy, fue una hermosa señal, de que quizás, si no abandonamos la búsqueda, esas respuestas que esperamos, seguro las encontremos  aunque sea de la forma y en el momento menos pensado.

Mientras tanto seguiré por el camino, a ver si me cruzo con el suyo y me cuenta más sobre su pluma blanca.
Será hasta pronto.
Ana




Fuente de información: Libro Paulo Coelho: Las confesiones del peregrino ,




1 comentario:

  1. Que Hermosa parece escrito Para MI Cuide a MI Madre mucho tempo y cuando debia solucionar dificultades empece a notar que cuando aparecia una pluma muy Blanca todo saldria bien y comprendi que Era una senal MI madre ya ha partido y he comprendido que nunca estuvimos Solas Mucha bendiciones Para ti

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...